jueves, 23 de diciembre de 2010

Aprobacion de Nuestra Sociedad Clerical


Sociedad Clerical Misioneros del Santísimo Rosario

Naturaleza y fin de Nuestra Sociedad

La Sociedad Clerical Misioneros del Santísimo Rosario es una comunidad de varones, en la cual los asociados imitan la manera de vivir de los religiosos practicando la vida común bajo el régimen de los Superiores, según las Constituciones aprobadas pero sin estar ligados por los tres votos públicos acostumbrados (Código de Derecho Canónico del año 1917, Canon 673), y que buscando ante todo la Gloria, el Honor de Dios y la Santificación de sus miembros, contribuyen como instrumentos de la gracia a la salvación de las almas rescatadas por Cristo. Las cuales solo pueden encontrar su salvación en la Iglesia, Sociedad Sobrenatural y Jerárquica, para ser conducidas a buen puerto por legítimos pastores (Canon 488), a saber: el Romano Pontífice, Sucesor de Pedro y de los Obispos que profesan la Fe Católica (Canon 488 inc. 2). (Tomado de nuestros Estatutos Punto 1).

Teniendo como eje "la devoción a la Santísima Virgen María según las Espiritualidad de San Luis María Grignion de Montfort" y apoyados en el rezo y contemplación de los Misterios  del Santo Rosario...(Tomado de nuestros Estatutos Punto 3).

Los Patrones de Nuestra Sociedad son los siguientes:

Patrona: la Santísima Virgen  bajo el título de Nuestra Señora del Rosario de Pompeya.

Copatrones: el Gloriosa Patriarca San José y San Luis María Grignion de Montfort.
(Tomada de nuestros  Estatutos Punto 18)



Santa Misa en la Capilla de Nuestra Sociedad

Adoración al Santísimo Sacramento del Altar

Misa en Honor de la Inmaculada en Sábado

Misa Cantada en Honor  de la Inmaculada Concepción

Misa de Confirmaciones 2010. Monseñor Andrés Morello y el Novicio José


1° Toma de Habito de los Misioneros del Santísimo Rosario, en El Bolsón, Río Negro 2010



Ser Católico, Apostólico, Romano es ser tradicionalista
 (es decir transmisores (tradicionalista) no inventores (modernistas) de la Iglesia de Cristo, religión sobrenatural, que el hombre no puede cambiar, sin riesgo de crear una nueva religión, esto es lo que hoy está pasando, tantos cambios…)
Afirmamos y destacamos el término tradicionalista, para resaltar algo imprescindible que nos hace Católicos, si renunciáramos dejaríamos de serlo para convertirnos en modernistas.
La palabra tradición, significa transmitir, no hablamos de tradiciones meramente humanas o simplemente eclesiásticas o piadosas; hablamos  del depósito de la fe contenido en el Sagrada Escritura (Biblia) y en la Sagrada Tradición, ambas pertenecen a lo Revelado por el mismo Dios y que Jesucristo, Dios hecho hombre depositó en su Iglesia y confió a la Jerarquía es decir  al Papa y a los Obispos para transmitir, sin inventar, ni cambiar nada en absoluto;  así lo afirma el Santo Padre Pio IX  en el Concilio Vaticano (I) 1869-1870 Denzinger 1836  “…pues no fue prometido a los sucesores de Pedro el Espíritu Santo para que por revelación suya manifestaran una nueva doctrina (cuerpo de enseñanza), sino para que, con su asistencia, santamente  custodiaran y fielmente expusieran la revelación transmitida por los Apóstoles, es decir, el depósito de la fe.”
También lo dijo el Papa San Pio X en el juramento contra los errores modernistas (1910 Denzinger 2147), “…mantengo firmísimamente la fe de los Padres y la mantendré….sobre el camino cierto de la verdad, que está, estuvo y estará siempre en la sucesión del episcopado desde los Apóstoles; no para que se mantenga lo que mejor y más apto pueda parecer conforme a la cultura de cada edad, sino para que nunca se crea  de otro modo, nunca de otro modo se entienda la verdad absoluta e inmutable (que no cambia) predicada desde el principio por los Apóstoles…”


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Buscar este blog