domingo, 15 de mayo de 2011

8 de Mayo Domingo del Buen Pastor o segundo después de Pascua

“...Yo soy el buen Pastor. El buen  Pastor da su vida por sus ovejas...doy mi vida por mis ovejas...se hará un solo rebaño y un solo Pastor…”


En este domingo se ruega para que Dios envíe muchas y santas vocaciones sacerdotales.

Sin sacerdotes...no hay Santa Misa, ni comunión, ni confesión, ni ningún sacramento…

El sacerdote es –Alter Christus-(otro Cristo), sus manos están consagradas para tocar todo lo sagrado, especialmente la Sagrada Eucaristía.

Sus manos consagradas son las manos de Cristo, es por eso que una tradición en la Iglesia es besar la mano derecha del Sacerdote, como manifestación de que creemos esta verdad evidente entre católicos y tan olvidada entre aquellos que no lo son.

Necesitamos sacerdotes, que estén, impregnados  de la doctrina católica y no del modernismo, del progresismo que hace  tambalear a la Iglesia; Sacerdotes que sean hombres de Dios, por su oración continua, su devoción y respeto a Dios y a todo lo sagrado, sacerdotes sacrificados que en sus vidas se respire las virtudes de Cristo…

Señor danos santos Sacerdotes y fervientes religiosos y un Papa según tu Sagrado Corazón”
Señor, para celar tu honra y gloria. Dadnos sacerdotes santos.
Señor, para aumentar nuestra fe. Dadnos sacerdotes santos.
Señor, para sostener tu Iglesia. Dadnos sacerdotes santos.
Señor, para predicar tu doctrina. Dadnos sacerdotes santos.
Señor, para defender tu causa. Dadnos sacerdotes santos.
Señor, para contrarrestar el error. Dadnos sacerdotes santos.
Señor, para aniquilar las sectas. Dadnos sacerdotes santos.
Señor, para sostener la verdad. Dadnos sacerdotes santos.
Señor, para dirigir nuestras almas. Dadnos sacerdotes santos.
Señor, para mejorar las costumbres. Dadnos sacerdotes santos.
Señor, para desterrar los vicios. Dadnos sacerdotes santos.
Señor, para iluminar el mundo. Dadnos sacerdotes santos.
Señor, para enseñar las riquezas de tu Corazón. Dadnos sacerdotes santos.
Señor, para hacernos amar al Espíritu Santo. Dadnos sacerdotes santos.
Señor, para que todos tus Ministros sean la luz del mundo y la sal de la tierra. Dádnoslos muy santos.
Oración: Corazón de Jesús Sacerdote Santo, te pedimos con el mayor encarecimiento del alma, que aumentes de día en día los aspirantes al sacerdocio y que los formes según los designios de tu amante Corazón. Solo así conseguiremos sacerdotes santos, que pronto en el mundo no habrá más que un solo rebaño y un solo pastor. Amén.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Buscar este blog